martes, 10 de mayo de 2011

La Noticia de @ekainka

A propósito del TT #larazonfacts nuestro querido amigo @ekainka nos informa de un caso verídico (o no) ocurrido a partir de la polémica noticia del diario.
Os dejo con lo sucedido, no tiene desperdicio alguno:

Torcuato Narváez, de 78 años y vecino de la localidad malagueña de El Burgo, ha cancelado esta misma tarde la boda con su prometido Saturnino Gallardo, de 69 años y natural de Soria. Al parecer, la causa ha sido el artículo publicado en el día de ayer por el periódico La Razón, que afirmaba que la incidencia del cáncer es mayor entre los homosexuales. 

Todo comenzaba esta mañana. Torcuato y Saturnino, que habían discutido sobre qué torero ocupaba el primer puesto en el ranking de la revista 'Bullfighter Mag”, decidían recurrir a Internet para salir de dudas. “Hoy desde la cuadra podía robarle el 'wefi' a Francisco, el de la Ramona, y he aprovechado para ver quién tenía la razón. Entonces he puesto 'razón' en la pantalla de mi ordenador y me ha salido eso”, afirma el malagueño.

La sorpresa de Torcuato al leer el artículo ha sido mayúscula y ha decidido cortar la relación de inmediato. “He tenido cuatro hernias, nueve empastes, tres cataratas en el ojo izquierdo y la 'posdata'... No me puedo permitir un cáncer ahora”, se justificaba. El de El Burgo confiesa que lo siguiente que ha hecho tras conocer la noticia ha sido buscar en la red cómo podía terminar la relación con su amado sin herir sus sentimientos. Saturnino, aún en shock, no entiende el por qué de la drástica decisión. “Me olvidé las gafas en la furgoneta y no veía lo que ponía en el dichoso ordenador, así que fui a por ellas. Cuando volví, 'Torqui' me dijo entre lágrimas que no era yo, que era él, y que nos teníamos que dar un tiempo”.

Torcuato y Saturnino se conocieron en julio del año pasado. 'Satur', como le llama cariñosamente Torcuato, repartía pan en su flamante Citröen C15 del 89 y un día se acercó hasta la granja de este a las afueras del pueblo. “Satur me 'sedució' desde un primer momento. Nunca había visto a nadie con unas barras de pan tan grandes, así que decidí hacerme 'gayz', como dicen los jóvenes de ahora”, confiesa emocionado Torcuato.

El malagueño admite que tomar la decisión le llevó mucho tiempo, alrededor de unos 15 segundos. Además, asegura orgulloso que eso no cambió nada y que sus amigos no le dieron de lado y le siguieron llamando 'Torcuato el Jabato', como le conocen en el pueblo. “Me he juntado con muchas mozas, y no todas más feas que la burra de mi primo Porfirio, pero sólo me querían por mis vacas y mi tractor del 56. Con Satur creí que había encontrado el amor verdadero y que iba a asentar la cabeza de una vez por todas, pero esta noticia me ha devuelto a la realidad”, se lamenta. Saturnino, por su parte, confía en que recapacite sobre lo sucedido y que no se deje influenciar por las nuevas tecnologías. “Desde que se hizo del fakebuk ya no era el mismo. Incluso a veces se olvidaba de dar de comer a las reses, pero sé que es una persona lista y que todo volverá a ser como antes”.

¡Sigue a @ekainka en Twitter!

1 comentario:

HK dijo...

Gran artículo, si señor!
Además, no está mal leer algo aquí que no trate de lo absolutamente perfecto que eres...xD
Nah, adoro tu egocentrismo ilimitado.

¡Lo más visto!

Se ha producido un error en este gadget.