domingo, 28 de noviembre de 2010

Un binólogo en noviembre

Bueno, señores lectores viejos, nuevos e inexistentes, que yo no soy racista:

Hoy, y ya que me he medio acostumbrado a escribir más a menudo, voy a haceros una especie de entrada autobiográfica.

-OH DIOS MIO, qué novedad, genio.

¡Cómo que qué novedad! Me refiero a una de esas actualizaciones en las que el autor cuenta un poco su día a día semanal, sus experiencias, sus batallas mentales, su riqueza interior…

-Si por riqueza interior te refieres a hablar de pajas, LO ESTÁS HACIENDO BIEN. Monotema, que eres un monotema. A ver cuándo haces una profunda crítica de alguna película que hayas visto o tu opinión de las florituras literarias del último autor al que hayas leído.

Por si no fuera ya pedante de sobra… Pero en fin, ayer vi La Red Social, si te sirve.

-Qué bien, ya no bastaba pasarse el día en redes sociales, tenías que ver la película. Creo que van a sacar ‘La Red Social 2: El retorno de MySpace’. Tuitéalo.

Yo creo que no. Y no estoy enganchado a Twitter, lo que pasa es que he dejado de masturb…

-No empieces

..de drogarme, de drogarme. Y si no me drogo, pues no sé qué hacer, por eso me hice Twitter.

-Acabas cayendo en todo lo que criticas, eh, campeón. Tuenti “Eso es de bobos” PUM. Facebook “¿Pa qué si tengo Tuenti? Con uno basta”. PUM. Fotolog “Venga, ya, que no soy emo” PUM. Blog “A mí no me gusta contarle mis intimidades a nadie” PUM. Twitter “Eso es como lo de los estados de Tuenti, paso” PUM. Badoo “Yo no necesito eso pa’ ligar” PUM, y catorce citas con transexuales.

Venga, deja de mentir. Tuenti no es de bobos.

-*FACEPALM*

Me estás jodiendo la entrada de hoy, voy a ir a tu casa y te quemaré la habitación.

-También es tu habitación, somos la misma persona.

Bueno, así cambio los muebles. Hace buen día para estar en noviembre y en Bilbao.

-Seguro que te asomas por la ventana y empieza a llover mierda.

¿Te imaginas? Sería una cagada de día.

-Sí, vaya marrón.

Y ahora, la canción de moda:

jueves, 25 de noviembre de 2010

¡Sois todas unas putas!

¡Sois todas unas putas!

Y eso fue lo que dijo aquel maleducado en mitad del banquete, tuve que levantarme, y muy a mi pesar darle una reprimenda.

Oiga usted, caballero, aunque ni ese título merece, ¿A quién cree que se dirige con tan bochornosas palabras? Gente como usted es la que deja al género penal por los suelos, arrastrándose y buscando a ciegas un poco de comprensión social. Gente como usted es la que origina mis fuertes arcadas matutinas, y, creo, que tras escuchar esas palabras tan sólo me basta mirarle a la cara para sentir ese cosquilleo en las tripas que precede al vómito”

Avergonzado, colorado, hundido y humillado, aquel hombre me pareció además confuso, se puso en pie de un salto y comenzó a disculparse. Mejor, a excusarse.

“Mire, papanatas, ya puede usted vomitar y ahogarnos en su desayuno, que bocachanclas como usted los hay en todos lados y si no me esfuerzo en corregir a los más familiares ni un dedo pienso mover a su favor. Resulta que, llegando usted a mitad de conversación, no tiene ni –y perdone la repetición- puta idea de lo que hablábamos, razón más que suficiente para agarrar la polla más cercana y metérsela en la boca en lugar de provocarme de tal manera. Lo que ocurre es que andaba yo relatándoles a estos señores mi encuentro de ayer con unas señoritas que ofrecían sexo de lujo por efectivo, y les contaba, que en mi infinita curiosidad, no dudé en preguntarles si se dedicaban todas ellas a la misma profesión.”

“¡Pero hombre!¡Malhablado! Sé lo que escucho y usted ha gritado claramente “¡Sois todas unas putas!” Y, que yo sepa, que ni por sabio ni mucho menos me tengo, eso no tiene pinta alguna de pregunta.”

También ha llegado tarde ahí, repelente señor. Lo que usted ha escuchado es la continuación de mi historia, en el punto en el que tras haber respondido todas esas señoritas afirmativamente, yo mismo me reafirmé en la cuestión”

Y entonces cayó del cielo un piano gigante y todos callaron.

-El Banquete-

miércoles, 24 de noviembre de 2010

Ikea me enseñó a montar, fnac me incita a robar

Por si alguien lo dudaba, y empiezo sin un buenas tardes ni nada, tengo cierto retraso mental.

Bueno, tampoco le llamaré retraso, tengo cierta alteración mental, desvío de neuronas, algo así como la cabeza mal amueblada y esta vez IKEA no me sirve de nada. Y mira que es mágica.

A mí los de IKEA me criaron durante siete años porque de pequeñito me perdí y mis padres no me encontraban, pero como es algo así como el fnac y tiene de todo, pues te acostumbras. De hecho ahora tengo la mala costumbre de pedirlo todo en piezas y montarlo yo en casa.

Si quiero ver una peli, pido el rollo, unas tijeras y pegamento y que me dejen una tarde tranquilo ahí mezclando secuencias. Al final me sale todo a lo Tarantino, y me tengo que imaginar el orden yo solo. En mi película de El Sexto Sentido Bruce Willis no estaba muerto desde el principio. De hecho creo que confundí rollos y atropellaba el de Death Proof por el final.

Haciéndoles publicidad a los de IKEA y fnac así, como quien no quiere la cosa, pero bueno, esta última al menos me ha dado muchas horas de entretenimiento. Y esa sensación de entrar en el fnac de Bilbao y que pite al entrar. “tranquilo, pasa, está estropeado” Y tú piensas: ¿Estropeado? Hoy me llevo la Nikkon.
No soy capaz de robar chicles en una tienda vacía en pleno apocalipsis, como para llevarme una cámara en fnac. Bueno, chicles quizás sí.

Una vez, tendría yo doce años, entré en una tienda de estas de golosinas con la intención de hurtar una de esas delicias masticables. (Delicia masticable es una especie de mariposalabra para definir chicle, si) Lo gracioso es que cogí un puñado en la mano, y, de lo nervioso que estaba no conseguí a metérmelos en el bolsillo, así que me metí el puñado en la boca. Con papel y todo.

-¿Algo más?

-Mphhhhhjprfff

-¿Quieres bolsa?

-mprrfhhpff

-¿Tienes diez céntimos?

-Mpffhtrrrr

-¿Cuál es la capital de Islandia?

-Rjjvkkk

Joder, si inventaran una máquina del tiempo viajaría a ese momento y me daría una hostia. Y me disculparía:

-Perdone, señorita, ya he madurado. Ahora sólo robo cámaras Nikkon. Pero no me las meto en la boca.

Buenas noches de preinvierno.

martes, 23 de noviembre de 2010

Ay, Bilbao, Bilbao

Voy a ser sincero, se me ha ocurrido escribir sobre el par de noticias de las que me he enterado este mediodía nada más llegar de clases, el ataque de Corea del Norte a su vecina del sur y la tragedia de anoche en Camboya, luego he caído, casi sin meditarlo, en que el propósito del blog es desconectar, te haga gracia o no, así que me lo guardo que os sobrarán medios donde leer sobre los acontecimientos estos.

De todas formas no puedo dejar de imaginarme al ‘bueno’ de Kim Jong Il vestido de Darth Vader con la Imperial March de fondo dando paseítos por alguna plaza de la capital.


En fin, maravilloso día sin sol en los alrededores de la capital vizcaína, esa ciudad mágica llena de historias de interés que es mi Bilbao, con su museo de lata, el perrito hecho de zarzas y el falo Iberdrola, y esa maravillosa calle de borracheras del Casco Viejo que es Iturri, que te puede oler una esquina a pincho moruno y la siguiente a orines.

No os engañéis, es un cumplido, una ciudad que no tenga calles así ni es ciudad ni es nada, y menos me voy a meter con una calle que me ha dado y da los mejores fines de semana que puedo pedir. Cuando me acuerdo de ellos la mañana siguiente, si.

Es esa mezcla de humo, olor a hierba, alcohol, antros, oscuridad, pintxos, lluvia, música y ruido, que te envuelve, te seduce, te viola sin cuidado y te aturde, hasta que le coges cariño al rito. O te dejas la cartera en borracheras y solo queda vagabundear bajo la eterna lluvia a la que tan acostumbrados están los bilbaínos. 

Aquí son los paraguas los que usan vascos para taparse. (No está para nada estereotipado el ejemplo del dibujo, no)

Es un… sitio con encanto, Bilbao.

¿Y yo por qué estoy hablando de Bilbao como un pánfilo nostálgico si me paso allí las 26 horas del día como un gilipollas?

Y ahora me decís cuándo fue la última vez que escuchasteis la palabra ‘pánfilo’. Estoy de un arcaico esta semana, que, ¡Pardiez! No sé ni a dónde iremos a parar.


Eh… Pasad una buena tarde de martes.

lunes, 22 de noviembre de 2010

VIDEOS PORNO GRATIS


Me han dicho que si pongo ese título tendré más visitas.

Mi padre es un moderno y un alternativo.

Y no porque esté enganchado a eBay, que eso de alternativo tiene más bien poco, sino porque ha aprendido a chatear. Pero no a usar el Msn, el Tuenti, el Facebook o el Skype, no, no, no. Ha aprendido a usar el chat de Gmail, que deben de usarlo como 14 personas en el mundo.

Pero bueno, en otro orden de cosas. Los rumores decían que un tren me había amputado las dos manos mientras buscaba monedas en las vías y por eso no escribía nada en el blog. Para nada, ya podéis dejar de imaginar cómo podía hacerme ahora las pajas.

Os voy a contar la verdad sobre por qué no escribía…

Erase una vez una tarde lluviosa en un pueblo a las afueras de Bilbao, pero tan afueras              que ni siquiera tenía línea de metro. Caminaba yo por la calle envuelto en una segunda lluvia de flashes de cámaras y peticiones de autógrafos cuando al fin pude llegar a casa, agazapado entre callejones.

Me puse, como siempre, a escribir en el blog con mucho cariño e ilusión, técnica y maestría. Así fue como terminé la última actualización, la de AMSTELL. La publiqué, y entonces, de pronto, alguien tiró mi puerta abajo.


Era un hombre disfrazado como el pollo ese amarillo de Barrio Sésamo, pero con una katana. Me amenazó y me obligó a cerrar el blog, pero no acepté. Saqué el revólver que siempre guardo en el cajón del escritorio y le disparé varias veces. Qué cojones viene con una katana, tío anticuado.

Y esa es la razón por la que no he escrito en tanto tiempo. He estado en la cárcel. Si, ya sé que no he estado ni un mes, pero ya sabéis como está la justicia en este país.

O eso o me he vuelto un vago, pero con algo había que rellenar el blog hoy.

PD: Qué gracioso eso de “me he vuelto”. Si lo menos perezoso que he hecho en la vida es ser el espermatozoide más rápido.

Eh… Pasen un buen lunes.

martes, 9 de noviembre de 2010

Amigo Mío Sólo Tú Eres La Leche


Ah, espera, que he puesto tilde en solo. Mea culpa. Mea lo que quieras, que para eso es tu váter.


“Quedan 10 segundos para terminar la ronda de gilipolleces, ¿Seguro que no quieres soltar alguna más?”


No gracias, vocecita en mi cabeza, ya he soltado bastantes, y más ahora que me he dado cuenta de que he escrito AMSTELL.

Madre mía, hoy me ha dado por improvisar. Fijaos si es así que entre el AMSTELL y el ‘madre mía’ he ido al baño a hacer mis necesidades y por inspiración del papel higiénico he improvisado un poema:

Podrá nublarse el sol eternamente; 
Podrá secarse en un instante el mar; 
Podrá romperse el eje de la tierra 
Como un débil cristal. 
¡todo sucederá! Podrá la muerte 
Cubrirme con su fúnebre crespón; 
Pero jamás en mí podrá apagarse 
La llama de tu amor.

Vale, si, es de Bécquer, pero yo soy así, impredecible, y hoy no hay material para rellenar el blog y como esto no es un serio trabajo de clase pues tampoco voy a tirar de Wikipedia.

Ahora ya nadie se fía de Wikipedia. Antes decías cualquier subnormalidad como “He visto caracoles gigantes con rayos láser en las manos” (Ojito, caracoles con manos) y en cuanto decías que había sido en Wikipedia, cerrabas todas las bocas. (¿Por qué he dicho ‘ojito, caracoles con manos’ si lo sorprendente son los rayos láser?)

Ahora, Wikipedia es una especie de ekmnbjjodut, un cabezazo contra el teclado. Entré a mirar la entrada de Justin Bieber (Ése día quería tocarme con algo especial) y me encuentro algo como “Es un chico super majo” A DONDE VAS SER SIN CRITERIO POR LA VIDA ESCRIBIENDO EN WHISKYPEDIA COMO SI FUERA TU PUTO DIARIO?!

No sé de qué me quejo. Yo añadí ‘melafo’ en un párrafo al azar de la entrada de Lady Gaga.

En fin, me largo, que no sé qué cojones hago escribiendo a las 8 de la mañana.


PD: Lo de Lady Gaga es broma, no busquéis.
PD2: YA SÉ QUE TIENE PENE.
PD3: ¿Sabéis qué suena peor que ‘hacer mis necesidades? Vomitar por el culo. Jo, vaya finalazo de entrada.

¡Lo más visto!

Se ha producido un error en este gadget.